13. abr., 2016

Critica

Película visualmente fea y buenísima para ver.

Filmada casi la totalidad de la película desde una perspectiva muy original,  con una cámara tras el protagonista o en frente de él, donde vas vislumbrando los horrores de un campo de concentración nazi.

Vislumbrando porque casi todos los planos están desenfocados, siendo más dramático y horrible el resultado de la imaginación, que lo que realmente se ve en el desarrollo del film.

Describe de una manera cruda el instinto de supervivencia de la raza humana. Personas que conociendo cual va a ser su final, trabajan sin descanso y en las peores condiciones con el único fin de retrasar lo irremediable y utilizando mecanismos de la imaginación para dar sentido a la vida.


La película te atrapa desde el principio y no te suelta hasta el final.

(JLC)